La Corporación [del Cabildo de Tenerife] fija sus objetivos en materia de discapacidad para 2001

Fecha

08/11/2000

Medio

ACN PRESS

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

El Cabildo de Tenerife ha fijado ya sus objetivos de actuación en
materia de discapacidad para el próximo ejercicio 2001, mediante la
aprobación del programa que llevará a cabo la empresa pública
Sinpromi (Sociedad Insular para la Promoción del Minusválido).

Las actividades de esta Sociedad tienen que ver con el desarrollo
de planes destinados a la integración social de las personas
aquejadas de limitaciones, para que puedan acceder a la formación, el
empleo, la cultura, el ocio, el deporte y el turismo en igualdad de
condiciones que cualquier otro colectivo.

Según destaca José Manuel Bermúdez, consejero responsable del área
de Acción Social y Sanidad, "los programas de Sinpromi están
orientados a un conjunto integrado por más de 20.000 personas en la
Isla, lo que da una idea de la importancia que encierra la labor que
desarrolla. Nuestra intención decidida es mantener esa voluntad de
servicio a aquellos a quienes las circunstancias han desfavorecido,
para que puedan ejercer el derecho que les asiste de no hallar más
barreras en su vida que las que enfrente el común de los ciudadanos".

La actividad de Sinpromi atiende de manera especial al grupo con
mayores dificultades, conformado por mayores de 18 años, con más del
65 por ciento de minusvalía, psíquicos ligeros y medios,
psiquiátricos y plurideficientes, que no cuenta con ningún otro
recurso público o privado. Se trata de un colectivo que se sitúa en
torno a las 11.000 personas, cuya principal demanda no se ciñe a
medidas alojativas o de incorporación a centros de carácter
asistencial, sino de integración en la sociedad isleña.

Sinpromi se ha marcado el cumplimiento de una serie de fines
calificados como estratégicos, entre los que se hallan la
consolidación de su propia organización y refuerzo de su carácter de
referente. De igual forma, también se mantendrá el fomento de las
nuevas tecnologías entre las personas con discapacidad y se pondrá en
marcha un programa formativo, tanto en lo que se refiere a la
educación básica como profesional e, incluso, de preparación para el
acceso a la Universidad.

Los planes se completan con la organización de actividades en el
marco del Año Europeo de los Ciudadanos con Discapacidad y la
realización de una campaña de concienciación y sensibilización social
sobre el conocimiento de la discapacidad, además de la apertura de un
laboratorio para el desarrollo de servicios y bienes específicos.
Asimismo, también se prevé continuar con la política de colaboración
en la eliminación de barreras físicas e incrementar la cooperación
con todo tipo de instituciones.

Quizás te interese:

¿Quieres recibir noticias en tu email?