La CNSE exige que Europa garantice la plena accesibilidad de las personas sordas a los servicios de emergencia

Fecha

29/11/2018

Medio

Facebook
Twitter
LinkedIn

La Confederación Estatal de Personas Sordas (CNSE) ha pedido al Gobierno que no permita que el `Acta Europea de Accesibilidad’, actualmente en tramitación, excluya la obligación de que los servicios de emergencia sean plenamente accesibles, que en el caso de las personas sordas incluye la comunicación en lengua de signos y textos escritos en tiempo real.

Concha Díaz, presidenta de la entidad, señaló que “queremos que se respeten los derechos fundamentales de las personas sordas y que no se ponga en riesgo su seguridad”.

Esta cuestión ya se incluía en el texto de la directiva tras su paso por la Comisión Europea y la Eurocámara, si bien el Consejo de la Unión Europea la excluyó, una negativa que ha propiciado que la Unión Europea de Personas Sordas (EUD) y otras entidades de la discapacidad hayan firmado una declaración conjunta en la que exigen al Consejo que cambie de postura, ya que la falta de accesibilidad a estos servicios de emergencia compromete el derecho a la vida y a la integridad física de una parte de la ciudadanía europea.

En esta misma línea se manifestó la presidenta de la CNSE, quien recordó al Gobierno que “el Parlamento español ya se posicionó en su momento a favor de la plena accesibilidad de los servicios de emergencia, si bien esta disposición sigue sin cumplirse en su totalidad”, y advirtió de que si el Consejo Europeo mantiene su decisión “se estarían vulnerando el artículo 15 de la Constitución Española y el artículo 11 de la Convención de los Derechos de las Personas con Discapacidad, que recogen la obligación de tomar las medidas necesarias para garantizar la seguridad y protección de las personas sordas en situaciones de riesgo”.

La CNSE suscribió así lo expuesto por la EUD, que a través de un vídeo ejemplifica cómo deben ser los servicios de emergencias para las personas sordas ( https://vimeo.com/262941083 ) y demanda que se ofrezca una respuesta efectiva que tenga en cuenta la heterogeneidad que caracteriza a este colectivo.

Díaz afirmó que “para que un servicio de emergencia sea completo y plenamente accesible para las personas sordas, es necesario que permita la comunicación tanto en lengua de signos como en texto escrito en tiempo real”, y añadió que “en España los servicios de emergencia carecen de un sistema de acceso y un protocolo de atención común y estandarizado para todas las personas sordas independientemente del lugar donde residan, o de si son o no de otros países”.

Así, se mostró esperanzada en que al hacer estos servicios disponibles e interoperables en toda Europa, las personas sordas logren comunicarse con los servicios de emergencia en condiciones de igualdad “para ayudar y ser ayudadas”.

Quizás te interese:

¿Quieres recibir noticias en tu email?