FAMMA reclama el pleno reconocimiento oficial y social de las personas con discapacidad orgánica

Fecha

Medio

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Famma-Cocemfe Madrid, denuncia la discriminación que viven miles de personas con discapacidad orgánica, cuya enfermedad no está contemplada en el baremo de valoración de discapacidades y es invisible para la mayor parte del conjunto de la sociedad, a pesar de que la evolución de las patologías y los tratamientos intensivos que se aplican repercuten de forma decisiva en su vida cotidiana.

Estas circunstancias, que traen consigo considerables costes económicos y sociales para este colectivo, han de ser tenidas en cuenta por la Administración para garantizar la igualdad de oportunidades hacia estas personas a través del reconocimiento de una situación que se ignora de forma sistemática por cuestiones económicas y que dificulta su plena integración en la sociedad.

La Administración piensa que reconocer la discapacidad orgánica obligaría a asumir nuevos costes que atendiesen las necesidades de algunas patologías que aún no están consideradas dentro del baremo de valoración de la discapacidad y que, por tanto, ya no quedarían al margen de las ayudas o beneficios para las personas que viven con ellas. Una situación que no es antigua y que, a día de hoy, se acentúa por la situación de crisis económica.

Además, el tejido asociativo que representa a las personas con discapacidad orgánica (cardiopatí­a congénita y fibrosis quística, entre otras muchas) denuncia el sistemático desconocimiento que existe en torno a estas patologías, obviando el hecho de que estas enfermedades pueden derivar en discapacidades físicas, ya que los afectados pueden ser sometidos a tratamientos quirúrgicos que conlleven una afección motórica con limitaciones físicas.

El presidente de la Federación madrileña, Javier Font, explica que “la concienciación de la sociedad es algo fundamental en este tipo de casos, ya que aparte de necesitar de un reconocimiento ‘oficial’ que garantice el acceso a determinadas ayudas y prestaciones para afrontar su enfermedad, el conocimiento por parte de sus conciudadanos permite una mayor integración a nivel general. Para ellos es importante que se conozcan los obstáculos a los que se enfrentan en el día a día”.

Famma-Cocemfe Madrid considera que las Administraciones Publicas, además de trabajar en su reconocimiento para garantizar a estas personas una atención integral, deben llevar a cabo programas de investigación de las discapacidades orgánicas, sus causas, su tratamiento y prevención en la infancia y juventud, así­ como sus consecuencias socio-laborales.

“A veces parece que si la discapacidad no es evidente requiere menor atención, cuando esta demora en el pleno reconocimiento de este tipo de patologías las ha colocado en una situación de desventaja en todos los sentidos, el más importante de los cuáles es el desconocimiento que muchas veces se da incluso en el ámbito sanitario”, incide el presidente de la Federación, Javier Font.

Quizás te interese:

¿Quieres recibir noticias en tu email?