El turismo accesible supone una oportunidad de negocio y beneficia a toda la comunidad

Fecha

16/09/2015

Medio

Facebook
Twitter
LinkedIn

El desarrollo del sector turístico desde el punto de vista de accesibilidad y diseño para todos no es solo cuestión de derechos humanos, sino que también genera oportunidades de negocio. Esta es una de las conclusiones de la presentación del quinto módulo del ‘Manual sobre Turismo Accesible para Todos’ elaborado por la Organización Mundial del Turismo.

En la presentación de la obra estuvieron presentes la jefa del programa ‘Ética y Responsabilidad Social’ de la OMT, Marina Diotallevi, y el director de Accesibilidad Universal e Innovación de Fundación ONCE, Jesús Hernández.

Diotallevi resaltó los objetivos asociados a la elaboración y la publicación de la obra, y señaló que desde la OMT se ofrecen directrices a los Estados con el fin de que se puedan hacer más accesibles ños destinos turísticos, puesto que no beneficia sólo a las personas con discapacidad sino a toda la comunidad.

Asimismo, añadió que otros fines del manual son “dar a conocer cuáles son los eslabones que componen la cadena de accesibilidad, dar directrices sobre transportes, así como información accesible, fiable y actualizada sobre la disponibilidad de productos y servicios accesibles”.

Además, la jefa del programa ‘Ética y Responsabilidad Social’ de la OMT indicó que hacer del turismo un campo accesible no es solo cuestión de derechos humanos, sino también un ámbito con múltiples oportunidades de negocio.

Finalmente, Diotallevi se refirió al mandato recibido por parte de Naciones Unidas de “promover el desarrollo de un turismo sostenible, responsable y accesible para todo el mundo” y aludió al Código Mundial de Ética para el Turismo, en el que se indica que el turismo es un derecho y tiene que ser disfrutado por todas las personas.

Por su parte, Hernández también destacó el importante nicho de negocio presente en el turismo accesible y puntualizó que “la industria del turismo no es consciente del volumen total de negocio. Hablamos de 1.000 millones de personas con discapacidad en el mundo, que para 2050 serán 2.000 millones, y hay muchísima gente y muchos millones de oportunidades para el sector turístico”.

Asimismo, incidió en la necesidad de una obra de estas características, en la que ha participado de forma activa Fundación ONCE, puesto que con ella “vamos a concienciar, formar e informar a profesionales, a gestores y a responsables de infraestructuras y servicios turísticos. Este manual, avalado por la OMT a nivel internacional, es un gran hito”.

Quizás te interese:

¿Quieres recibir noticias en tu email?