El Cermi publica en un libro su informe sobre gasolineras desatendidas y su impacto negativo

Fecha

29/11/2018

Medio

Facebook
Twitter
LinkedIn

El Comité Español de Representantes de Personas con Discapacidad (Cermi) ha editado en papel y soporte digital el informe `El impacto del modelo de estaciones de servicio de carburantes sin personal o desatendidas en los derechos de las personas con discapacidad en España-Un caso grave de exclusión en el acceso a los servicios esenciales por razón de discapacidad’.

El libro recoge la proliferación en los últimos años de las estaciones de servicio de carburantes desatendidas en España “ante la pasividad, cuando no la connivencia, de los gobiernos y autoridades públicas”, que según la entidad ha supuesto un grave perjuicio para las personas con discapacidad al ver cómo les era negado el acceso a un servicio básico, tanto por la falta de accesibilidad de las mismas como por la inexistencia de personal para ser atendidas.

“Este hecho no sólo ha dañado a las personas con discapacidad, grupo social severamente castigado en su participación comunitaria, sino también a los derechos de las personas consumidoras en general, y de quienes prestan sus servicios en estas instalaciones, que han sufrido una reducción en el empleo en términos muy preocupantes”, denunció el Cermi.

Ante esta situación “alarmante de retroceso social y de derechos”, la organización de personas con discapacidad ha venido actuando en el plano europeo, español y autonómico para exigir una “legislación protectora que obligue a que todas las estaciones de servicio de carburantes cuenten con personal que atienda especialmente a los consumidores con discapacidad y mayores que lo requieran”.

Para justificar esta demanda, el Cermi aporta argumentos jurídicos, sociales, operativos y hasta económicos, elaborando este informe que acredita que el modelo de estaciones de servicio sin personal “vulnera la legislación europea y española y debe ser impedido, reorientándolo por vía legal, plenamente respetuosa de los principios y mandatos tanto de los ordenamientos de la Unión Europea como de la española, a un modelo accesible e inclusivo, que no segregue y no excluya por razón de discapacidad, comprometiendo el derecho básico humano a la libre circulación y a la movilidad”.

Quizás te interese:

¿Quieres recibir noticias en tu email?