Benidorm (Alicante) cuenta desde hoy con la la segunda playa accesible de España

Fecha

05/04/2001

Medio

EUROPA PRESS - Comunidad Valenciana / EFE

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

La playa de Levante de la ciudad alicantina de Benidorm es desde
hoy la segunda playa accesible de España. El conseller de Bienestar
Social, Rafael Blasco, inauguró hoy esta playa que, junto a la de San
Antonio de Cullera -primera playa accesible inaugurada en agosto del
pasado año- en pionera en la adaptación para que las personas que
presentan alguna discapacidad física y motora puedan disfrutar de un
baño en el mar. A partir de este momento cuenta con un punto
accesible para el baño.

Las actuaciones llevadas a cabo en la Playa de Levante se
enmarcan dentro del proyecto de Playas que promueve la Generalitat
Valenciana a través de la Conselleria de Bienestar Social. El
proyecto, único en toda España, presentado en el año 2000, tiene como
objetivo llevar a cabo la plena accesibilidad de un total 80 puntos
de la Comunidad Valenciana para el período 2001 – 2004, según fuentes
de la Generalitat.

El proyecto de Playas Accesibles promovido por al Generalitat
Valenciana, a través de la Conselleria de Bienestar Social, cuenta
con la colaboración del Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales
(Imserso), el Fondo Social Europeo y la Fundación ONCE, y con el
patrocinio de la Agencia Valenciana de Turismo de la Comunidad
Valenciana, la Fundación Bancaja y el Ministerio de Medio Ambiente.

El titular de Bienestar Social explicó que las acciones y
equipamientos llevados a cabo en la playa de Levante de Benidorm
comprenden en líneas generales zonas de aparcamiento, itinerarios
accesibles, accesos por rampas, pasarelas enrollables, zonas de
descanso, zonas de cabinas, líneas de boyas, dos sillas anfibias y
zonas de vigilancia.

Concretamente, la conselleria de Bienestar Social ha aportado la
señalización de la playa accesible y de su itinerario, la caseta de
WC, la línea de boyas que delimitan el baño, las sombrillas y un
teléfono móvil para urgencias.

Por su parte la Agencia Valenciana de Turismo ha asumido la
instalación de las pasarelas accesibles de madera, las papeleras y
los lavapiés; la Fundación Bancaja, a través de un convenio firmado
el pasado año con el Gobierno Valenciano, ha aportado las dos sillas
anfibias y el Ayuntamiento de Benidorm ha dirigido sus recursos a
dotar a esta playa de profesionales especializados, arcones para
guardar las sillas anfibias y al mantenimiento de las instalaciones.

Blasco resaltó que el programa de "Playas Accesibles" representa
una excelente fórmula de colaboración entre la Generalitat Valenciana
y los ayuntamientos interesados, potenciando la implicación local de
base. En este sentido, recordó que "un total de 24 municipios
costeros de la Comunidad Valenciana se han acogido a la orden de
ayudas para la mejora de las condiciones de accesibilidad al medio
físico a la que el Gobierno Valenciano ha destinado más de 200
millones para este año".

De los 24 municipios en los que se llevará a cabo el proyecto de
playas accesibles, siete son de la provincia de Castellón –
Benicarló, Castellón, Benicàssim, Chilches, Burriana, Peñíscola y
Vinaroz -; nueve de la provincia de Valencia – Xeraco, Gandía,
Tavernes de la Valldigna, Pobla de Farnals, Cullera, Oliva, Alboraya,
Canet de Berenguer y Sagunto -; y ocho municipios de la provincia de
Alicante – Benidorm, Calpe, Alicante, Orihuela, Pilar de la Horadada,
Santa Pola, Vila Joiosa y Denia -.

Rafael Blasco, afirmó que "de esta forma, se avanza por el camino
de la plena integración de todas las personas cuya movilidad no es
plena – como los niños, las personas mayores y las que presentan
alguna discapacidad – en todos los ámbitos de la vida, incluido el
del turismo".

Según las mismas fuentes, esta segunda playa es un paso más hacia
la consecución total del programa que comprende 80 playas accesibles
en toda la Comunidad Valenciana, promovidas por la Generalitat
Valenciana en los próximos cuatro años. Blasco destacó que esta
actuación se enmarca en el ámbito del desarrollo de la Ley de
Accesibilidad de 1998 y "sitúa a la Comunidad Valenciana en punta de
lanza en este campo siendo referencia para el resto del país. De
hecho, el proyecto valenciana es referencia para el ambicioso Plan
Nacional de Playas del Ministerio de Medio Ambiente".

Finalmente,recalcó que el compromiso de la plena accesibilidad
debe también hacerse extensible a sus distintivos de calidad. En esta
línea, Blasco reclama que la "bandera azul", – la Comunidad
Valenciana reúne la cuarta parte de esta marca de calidad de toda
España -, "debe tender, cada vez más, a incorporar entre sus
exigencias equipamientos sociales de accesibilidad plena,
compatibilizándolos con la protección de los recursos naturales".

Quizás te interese:

¿Quieres recibir noticias en tu email?