Atarés [José, Alcalde de Zaragoza] participa en la celebración del VII aniversario del Centro Residencial de Disminuidos Físicos de Aragón

Fecha

06/07/2000

Medio

EUROPA PRESS - Aragón

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

El alcalde de Zaragoza, José Atarés, y el presidente de Disminuidos Físicos de Aragón (DFA), Eduardo Hernánz, han asistido esta tarde al acto de celebración del VII Aniversario del Centro residencial de dicha entidad, situado en la calle José Luis Pomarón.

Hernánz valoró el servicio que presta esta residencia. Afirmó que "forma parte de una amplia red de centros de esta organización. Los que hoy estamos aquí somos una pequeña representación de ese gran equipo de hombres y mujeres que trabajamos día a día para conseguir la igualdad de oportunidades y la plena integración de este colectivo".

Asímismo recalcó que "cuando hablamos de integración lo hacemos con mayúsculas, lo decimos pensando en la convivencia plural e igualitaria de todos los ciudadanos, sin marcar distinciones por su condición física o social".

Dirigiéndose al alcalde de la capital aragonesa, Hernánz apuntó que "necesitamos tener en usted un valedor que nos ayude a conseguir paliar las necesidades de las personas con minusvalías gravemente afectados, ya que necesitamos ocupar nuestro tiempo, necesitamos formación, necesitamos servicios de asesoría de calidad, necesitamos rehabilitación".

Con la ayuda del ayuntamiento, DFA mantiene un centro para atender en régimen de media pensión, las necesidades de desarrollo de los usuarios cuyas posibilidades de insercción laboral son prácticamente nulas. Dicho centro ubicado en el barrio de La Jota, es un recurso social escaso ya que sólo cuenta con 22 plazas y la lista de espera es muy larga. "Necesitamos la colaboración del ayuntamiento para poder poner en marcha otro centro de características similares en la zona de influencia entre San José y las Fuentes" señaló Hernánz.

Solicitó también a Atarés su colaboración "para mejorar las instalaciones, para mejorar la cantidad y la calidad de los servicios que proporcionamos, que se amplien las líneas de autobús acccesibles –hoy sólo tienen la línea 42–, que los servicios de autobuses amarillos funcionen con una mayor rentabilidad social y voluntad política municipal para eliminar todas las barreras arquitectónicas de la ciudad hasta conseguir que Zaragoza sea totalmente accesible".

Por su parte, el alcalde de Zaragoza apuntó que "creo que vuestro mérito es tal que los reconocimientos que os van lloviendo lo único que hacen es espolearos y estimularos para que cada día sigáis trabajando. Este gran proyecto, consolidado casi 25 años tiene ya todas las garantías de tener viabilidad de cara al futuro".

El máximo responsable del consistorio alabó la labor realizada por DFA, al tiempo que subrayó que "las administraciones públicas tenemos que responder, y creo que voy a poder comprometerme para que pueda seguir creciendo este proyecto". Agregó que "aprobaremos en el Ayuntamiento un programa para que todas nuestras calles y edificios sean accesibles para todo el mundo".

La residencia se abrió el 30 junio de 1993 y desde la fecha, presta una importante labor social ya que es la prinmera y la única mini-residencia asistida para personas con graves discapacidades físicas de la Comunidad Autónoma.

El centro tiene una capacidad de atención de 24 plazas, 20 de ellas concertadas con la Diputación General de Aragón y el resto ocupadas de forma privada. Está atendido por trabajadores con discapacidades muy ligeras.

Quizás te interese:

¿Quieres recibir noticias en tu email?